Blog

Guía para emprendedores: cómo encontrar el local u oficina perfecto
08/09/17

Para logar que nuestra idea de negocio sea un éxito es imprescindible encontrar el espacio más idóneo, ya sea una oficina o un local comercial. Las dimensiones, características y servicios y sobre todo la ubicación, pueden maximizar o minimizar el potencial de cualquier empresa. A continuación detallamos los aspectos más relevantes a tener en cuenta a la hora de decidir el lugar ideal para garantizar el éxito de nuestro negocio.

1. Condiciones del local.

A menudo resulta complicado encontrar un inmueble que reúna las características adecuadas para las necesidades concretas de nuestro proyecto. Instalaciones, dimensiones, distribución, tecnología… son muchos los aspectos a tener en cuenta y que pueden hacer más arduo el proceso de búsqueda. Es recomendable buscar un local donde anteriormente se haya desarrollado una actividad similar a la nuestra o que tenga una imagen o estilo que encajen (lo que llamamos look & feel).

No obstante, no es común encontrar un inmueble que se adecúe a nuestras necesidades y, además, ofrezca un look & feel que coincida con la estética que necesitamos o tenemos en mente. Por eso es imprescindible contar con un fondo de capital destinado a la adecuación del local, y muy recomendable estar en contacto con una empresa de reformas u oficina técnica, que nos dé la visión real del coste de implementación.

 

2. Ubicación del negocio.

Puede parecer muy obvio, pero la localización del inmueble, especialmente si se trata de un local comercial, condicionará de forma decisiva el acceso de nuestro negocio al máximo volumen de público. No caigamos en tópicos: no todos los comercios son adecuados para una zona turística, por mucho tráfico de personas que circule. Tampoco es siempre negativo que haya negocios similares en los alrededores, ya que esta proximidad puede atraer compradores potenciales interesados en la posibilidad de comparar productos.

Si estamos buscando un local comercial, hay tres tipos de zonas que nos interesarán especialmente:

  • Las zonas turísticas tienen la particularidad de hacer confluir tanto el valor comercial como el de oficinas. En el caso de Barcelona, solo un par de matices a tener en cuenta: el Portal de l'Àngel es uno de los principales ejes comerciales de Barcelona, pero no genera tanto interés como localización de oficinas. No ocurre lo mismo con el Passeig de Gràcia, donde coinciden gran cantidad de comercios con oficinas. Ubicar un negocio en esta vía resulta, no obstante, inasumible para quién no disponga de un gran capital para invertir.

  • Ejes comerciales de barrio y calles peatonales, dónde encontraremos gran volumen de personas, especialmente vecinos y vecinas del barrio.

  • Terceras y cuartas líneas: las zonas residenciales, aunque no sean residenciales, son interesantes para ubicar servicios que la gente pueda necesitar. Esta idea es especialmente interesante si, en los alrededores del inmueble que estamos valorando, podemos encontrar actividades complementarias a la nuestra. Si nuestra idea de negocio va dirigida a niños y adolescentes, está claro que nos conviene un área con parques y escuelas. Si queremos abrir una tienda de complementos nutricionales para deportistas convendría que hubiera cerca algún gimnasio. Estudiar qué tipo de negocio nos interesa tener cerca nos ayudará a elegir la ubicación más adecuada.

En cuanto a las oficinas o locales dónde no pensamos llevar a cabo  una actividad comercial, hay dos aspectos a tener en cuenta:

  • Que haya una buena comunicación en transporte público y/o vehículo privado, facilitando el acceso tanto a empleados como a clientes, proveedores, etc. Debemos tener en cuenta que, aunque parezca un aspecto banal, una ubicación interesante puede ser un punto a favor incluso a la hora de captar talento para nuestra empresa.

  • También puede ser interesante tener cerca instalaciones que favorezcan el networking, como salas de reuniones, incubadoras de negocios, etc.

 

3. Qué aporta nuestro negocio al barrio.

Ahora más que nunca, los ciudadanos y ciudadanas nos estamos acostumbrando a expresar nuestra opinión y a que esta sea escuchada y tenida en cuenta. La percepción de los vecinos y vecinas sobre qué tipo de producto necesitan tener cerca se convierte en información privilegiada que nos ayudará a avanzar en nuestra andadura empresarial.

Plataformas como SHOPINION contribuyen a que el comercio de la ciudad se adapte a las necesidades de cada zona aprovechando las oportunidades que nos ofrecen las nuevas tecnologías.

 

4. El precio y las condiciones contractuales.

Cuando estamos arrancando nuestro proyecto cualquier gasto cuenta. Comprar o alquilar un inmueble más costoso de lo que realmente nos podemos permitir puede convertirse en un grave problema a la hora de cuadrar cuentas. Además conviene negociar bien todos los aspectos del contrato para estar seguros de que no nos encontraremos con sorpresas desagradables que nos alejen de nuestros objetivos.

Aquí tenemos un par de consejos que nos servirán de ayuda:

  • Firmar un contrato de alquiler de al menos 5 años. Esto nos garantizará un mínimo de estabilidad durante los primeros años de nuestro negocio y la amortización de los gastos de las obras de implementación.

  • A la hora de calcular los gastos fijos de nuestro proyecto es importante que la renta del local u oficina no sea tan elevada que nos impida invertir en otros aspectos de su negocio o que incluso suponga un problema a la hora de hacer frente a dichos gastos durante los primeros meses. 

     

¿Iniciando una nueva aventura empresarial? Puede empezar consultando nuestra cartera de oficinas y locales comerciales.

Categorías
Todas (173)
Años
Todos
2013
2014
2015
2016
2017
2018